Resumen “All About Asset Allocation” de Richard A. Ferri

Portada de All About Asset Allocation

All About Asset Allocation de Rick Ferri es un libro que profundiza en el tema de la asignación de activos en las diferentes clases de inversiones que existen.

El autor se tira un clavado para analizar cuáles son las clases de activos que disminuyen el riesgo e incrementan el retorno para los inversionistas que utilizan fondos indexados.

Resumen completo

Las cuatro lecciones principales del libro.

  1. Asigna tus activos a través de múltiples clases para reducir el riesgo de tu portafolio de inversión.
  2. Invierte ampliamente dentro de cada clase de activo para eliminar los riesgos de tener una acción específica.
  3. Mantén los costos lo más bajo posible (incluyendo las tarifas de los fondos de inversión e impuestos que pagas de tus rendimientos).
  4. Rebalancea tu portafolio periódicamente para mantener el riesgo dentro de los objetivos de tu “política de inversión”.

Una política de inversión es una declaración acerca de cómo implementar y mantener tu portafolio de inversión. Es un documento sencillo que tú mismo escribes, y que puedes entender y seguir fácilmente.

En su raíz, la asignación de activos es una idea simple: diversifica tu portafolio a través de múltiples inversiones con naturalezas diferentes para reducir el riesgo de una pérdida grande.

El enfoque proporcionado por este libro se trata de inversiones a largo plazo (décadas), también conocido como “comprar y retener”. El autor cree que es mejor descrito como “comprar, retener, y rebalancear”.

“Con la estrategia proporcionada en el libro, no se requieren predicciones acerca de cuáles serán las mejores acciones en el mercado, y tampoco se requiere ubicar ‘el mejor momento para invertir’. Nadie puede saber cuál es el mejor momento para invertir”. 

“Una buena asignación de activos te permite obtener el mejor retorno de inversión, independientemente de las altas y bajas de los mercados financieros”.

Parte Uno: Los básicos de la asignación de activos

Capítulo 1: Planeación para el éxito en tus inversiones

Una inversión exitosa consiste en tres pasos.

  1. Crear el plan.
  2. Implementar el plan.
  3. Mantener el plan. Esta es la parte más importante del proceso, porque la disciplina es la que te permite obtener los mejores resultados a largo plazo.

Tu plan debe mantenerse durante los años y las décadas, sin modificaciones mayores.

Se le deben hacer revisiones anuales, y solo le harás cambios cuando algo importante haya sucedido en tu vida

Es recomendado que pongas tu plan por escrito, porque así no lo olvidarás. Este plan debe incluir tus necesidades financieras, tus objetivos de inversión, tu asignación de activos, una descripción de tus elecciones de inversión, y por qué crees que este plan obtendrá los mejores resultados a lo largo del tiempo.

“Es mucho más importante invertir en las diversas clases de activos, en comparación con la forma en que inviertes en cada clase de activos”.

“La asignación de activos se trata de dividir tu riqueza en diferentes lugares para reducir el riesgo de una pérdida masiva”.

Los cinco niveles de inversión que debes tomar en cuenta en tu plan:

  1. El nivel uno es la base de la pirámide. Se caracteriza por dinero líquido en efectivo e inversiones basadas en efectivo que son utilizadas para gastos y emergencias.
  2. El nivel dos cubre inversiones líquidas a largo plazo. Como fondos de inversión o bonos inmobiliarios.
  3. El nivel tres cubre inversiones menos líquidas. Esto incluye tu casa, y otras propiedades de bienes raíces, negocios, arte y coleccionables.
  4. El nivel cuatro cubre inversiones sobre las que no tienes tanto control. Como tu plan de pensión, o inversiones de retiro que te ofrezcan en tu empresa.
  5. El nivel cinco cubre capital especulativo. Por ejemplo, invertir en acciones específicas.

“El enfoque de este libro trata de las inversiones líquidas a largo plazo. Y el autor recomienda enfocarse en fondos de inversión y ETFs indexados para poder llevarlo a cabo. Incluso inversionistas de talla mundial como Warren Buffett han dicho que a la mayoría de los inversionistas les irá mejor invirtiendo en fondos indexados”.

Nunca debes cambiar tu plan por algo que viste en la televisión o en internet. El desempeño de tu plan no es acerca de lo que sucedió la semana pasada, el mes pasado, o el último año. Es acerca de lo que pasa durante TODA TU VIDA, y durante toda la vida de los mercados.

Crear un portafolio apropiado es un proceso de dos pasos:

  1. Las personas deben seleccionar una asignación de activos que se acople a sus necesidades.
  2. Las personas deben seleccionar inversiones individuales que mejor representen las principales clases de activos.

Capítulo 2: Entendiendo el riesgo en las inversiones

Tomar riesgo en las inversiones significa que podrías perder, y que perderás, dinero en algunos momentos. No hay forma de esquivar eso.

“El riesgo del portafolio no puede ser eliminado, pero puede ser parcialmente controlado con una estrategia de asignación de activos”.

No existe una inversión sin riesgos. Eso es un mito.

Definiendo el riesgo en las inversiones

¿Qué es la volatilidad?

La volatilidad puede ser definida como la brusquedad y profundidad con la que un activo cambia de precio. Hay activos que cambian bruscamente de precio (suben mucho y bajan mucho), eso es un activo con mucha volatilidad. Hay activos que cambian levemente de precio (suben poco y bajan poco), eso es un activo con poca volatilidad.

Los activos con mayor volatilidad son los que incrementan el riesgo de pérdida, pero también son los que aportan mayores ganancias en el largo plazo.

Por su parte, los activos con menor volatilidad disminuyen el riesgo de pérdidas masivas. Y, a pesar de que no aportan muchas ganancias, son una herramienta importante para administrar el riesgo de tu portafolio.

¿Qué es el riesgo?

La volatilidad no es un riesgo en sí. El riesgo es la pérdida que puedes llegar a tener derivada de tu asignación de activos, tomando en cuenta la volatilidad que tiene cada una de tus clases de activos.

Es posible saber cuáles son los activos que son más y menos volátiles, pero es imposible saber cuándo es que presentarán sus altas y bajas. Por lo tanto, la única forma de protegerte de las altas y bajas de los mercados es creando una asignación de activos inteligente.

¿Cómo se mide la volatilidad?

La volatilidad se mide en unidades de desviación estándar. Mientras mayor sea la variación en valor, mayor la desviación estándar.

Asumamos que una inversión tiene un retorno promedio anual del 5% y una desviación estándar anual de 10%. Esto significa que el retorno de la inversión real puede llegar a ser hasta 15%, o bien, bajar hasta -5%.

Mientras mayor variación haya en el largo plazo, menor serán los beneficios del interés compuesto. Por lo tanto, la volatilidad puede reducir el retorno de inversión y se convierte en un riesgo.

“Si puedes reducir la volatilidad en un portafolio, entonces los retornos del interés compuesto serán mayores”. 

Capítulo 3: Explicando la asignación de activos

La asignación de activos es un tipo de diversificación que reparte el riesgo ampliamente a través de diferentes mercados. 

La asignación de activos involucra la estimación del riesgo y retorno esperado en diversos segmentos de mercado; observar cómo se relacionan dichos mercados durante largos periodos de tiempo; y después construir un portafolio de inversión que represente las clases de activos seleccionadas de forma que obtengamos una alta probabilidad de alcanzar nuestros objetivos financieros.

“No importa el riesgo que tienen algunas clases de forma individual. Lo importante es la forma en que los riesgos de diferentes clases trabajan en conjunto dentro de un portafolio”.

Mientras más diversas sean las acciones que tiene un portafolio, más diversificado estará, y menor riesgo representará para el inversionista. Un portafolio o fondo de inversión que incluye acciones de todo el mercado es el que representará el menor riesgo.

“Esto sucede porque, cuando unas inversiones van mal, otras que no tienen correlación irán bien”. 

La importancia del rebalanceo

La volatilidad en el corto plazo afecta los objetivos en el largo plazo, porque impacta las emociones de una persona, empujándola a tomar malas decisiones.

Una clase de activos no debe abandonarse cuando disminuye su valor. Cuando eso suceda, lo correcto es comprar más activos de dicha clase para rebalancear el portafolio.

El rebalanceo se apoya en la teoría de “regresión a la media”. Que dice que hay una tendencia natural en los mercados de regresar a sus perfiles de riesgo históricos. Eso quiere decir que, si una clase de activos baja su valor, tarde o temprano regresará a su promedio. Y que, si una clase de activos incrementa su valor, de igual manera, tarde o temprano regresará a su promedio.

El rebalanceo significa que en algunas ocasiones venderás un porcentaje de tus inversiones ganadoras para comprar perdedoras. Puede parecer contraintuitivo, pero este proceso sigue la lógica de que es mejor vender alto y comprar barato.

Diversificar a través de muchas inversiones que son diferentes, y rebalancear dichas inversiones a tu objetivo original al final de cada año reduce la volatilidad anual del portafolio a lo largo del tiempo. Y eso incrementa el retorno de inversión compuesto.

La correlación entre inversiones

Es importante que las inversiones que seleccionamos no tengan correlación, o que tengan correlación negativa. Mientras menor correlación tengan las clases de activos en las que invirtamos, más diversificado estará nuestro portafolio.

El modelo de dos clases de activos

Dos clases de activos que se utilizan comúnmente para invertir (sobre todo en Estados Unidos) son 1) un índice que incluye todas las acciones de Estados Unidos, y 2) un índice de bonos gubernamentales de medio término.

De hecho, esa es una de las formas más simples de distribuir una inversión. Un porcentaje en acciones de Estados Unidos y otro porcentaje en bonos gubernamentales.

Capítulo 4: Inversión en múltiples clases de activos

La inversión en múltiples clases de activos involucra agregar más clases de activos al portafolio para reducir aún más el riesgo e incrementar el potencial en tu retorno de inversión.

“Permite a cada hombre dividir su dinero en tres partes para invertir un tercio en tierra, un tercio en negocios, y permite también que tenga un tercio en reservas.” – Talmud

En términos actuales, esto significa invertir un tercio en acciones, un tercio en bonos, y un tercio en tierra. Eso diversificará el portafolio y lo protegerá contra una pérdida total.

Acciones internacionales

“Un beneficio de las acciones internacionales es que no siempre se mueven en correlación con los mercados de Estados Unidos, además de que en ciertas décadas sus retornos han sido superiores a los de Estados Unidos. Esto crea una oportunidad de diversificación”.

Las acciones internacionales se cotizan en monedas extranjeras, ofreciendo una protección en contra de las bajas de la moneda local.

“Las tres áreas globales para la inversión son Estados Unidos, Europa y la costa del Pacífico. Invertir en las tres, en lugar de solo una, diversifica un portafolio y disminuye el riesgo”.

Bonos corporativos

Además de los bonos gubernamentales, también existen los bonos corporativos. Estos bonos corporativos están basados en préstamos que las empresas solicitan para poder acceder a capital.

En algunas ocasiones, los bonos corporativos muestran correlación negativa con los bonos gubernamentales, lo que ofrece una capa adicional de diversificación.

Parte Dos:  Selección de clases de activos

Capítulo 5: Un marco de trabajo para la selección de inversiones

El reto más grande es encontrar inversiones con diferentes características (para lograr diversificación) y que tengan buen retorno de inversión.

En su núcleo, una estrategia efectiva de asignación de activos involucra cuatro pasos:

  1. Determinar tu nivel de riesgo basándose en tus necesidades financieras a largo plazo y en tu tolerancia al riesgo.
  2. Analizar las clases de activos y seleccionar las más apropiadas basado en tu riesgo único, retorno de inversión esperado, y correlación pasada con otras clases. También debes analizar la eficiencia fiscal, cuando aplique.
  3. Escoger fondos o valores que representen de la mejor manera a las clases de activos seleccionadas en el paso dos. Fondos de inversión indexados y ETFs son buenas elecciones porque ofrecen mucha diversificación y rastrean los retornos de diversas clases de activos.
  4. Implementar completamente tu plan de asignación de activos. Después, rebalancear tus inversiones ocasionalmente para controlar el riesgo del portafolio y así incrementar el retorno a largo plazo.
Empieza con acciones y bonos

“La mayoría de los inversionistas comienza su asignación de activos con un fondo indexado al mercado total de acciones de Estados Unidos (que tiene más de 4,000 empresas) y un fondo indexado del mercado total de bonos de Estados Unidos (que tiene más de 10,000 bonos diferentes). Ambos son muy buenas bases, porque el mercado total de Estados Unidos está muy diversificado por la cantidad de empresas y bonos que participan”.

Idealmente, los inversionistas deberían agregar otras inversiones con correlación negativa al mercado de acciones y bonos de Estados Unidos.

Directrices para seleccionar clases de activos

Las clases que incluirás en tu portafolio deben tener tres características importantes:

  1. La clase de activo que se selecciona debe ser fundamentalmente diferente a las otras clases en el portafolio. Es decir, la correlación debe de ser negativa.
  2. Cada clase debe tener un retorno superior a la inflación a lo largo del tiempo.
  3. La clase debe ser fácilmente accesible a través de un fondo o producto de bajo costo. Los fondos de inversión y ETFs son una excelente opción para esto.

“Las materias primas y metales preciosos son buenos ejemplos de clases de activos que históricamente NO tienen un retorno superior a la inflación. No vale la pena invertir en estas clases”.

Capítulo 6: Inversiones de capital en Estados Unidos

Las acciones de Estados Unidos tienen un puesto importante en casi cualquier portafolio de crecimiento de un inversionista.

“En el largo plazo, las acciones de Estados Unidos han ofrecido buenos retornos de inversión. Debido a su gran desempeño a lo largo del tiempo, un fondo de inversión indexado que rastrea el mercado total de acciones de Estados Unidos es un fundamento sólido en el portafolio de cualquier inversionista”.

Existen índices que rastrean el desempeño que tienen todas las empresas de Estados Unidos. Por ejemplo, el Wilshire 5000, fue el primer índice en rastrear los retornos de todo el mercado de Estados Unidos. También están otros índices como el Dow Jones (que tiene 4,200 acciones); el MSCI U.S. (que tiene 3,800 acciones); el Russell 3000 (que tiene 3,000 acciones).

También existen índices que rastrean porciones específicas de las empresas de Estados Unidos. Un ejemplo de estos índices es el S&P 500, que rastrea a las empresas de mayor capital (como Microsoft, Amazon, etc.). Pero también hay índices que rastrean a empresas pequeñas con menor capital, empresas en crecimiento, entre otros.

“Estudios realizados por Fama y French demuestran que las acciones de pequeñas empresas de Estados Unidos tienen mejores retornos que el mercado en su totalidad. Además, no siempre se mueven en correlación con el mercado total de Estados Unidos”.

“También, Fama y French descubrieron que las acciones clasificadas como “value” tienden a tener mejores retornos que el mercado de Estados Unidos en su totalidad. Además de que no siempre se mueven en correlación”.

“En conclusión, un portafolio bien diversificado puede incluir un fondo de inversión indexado que rastree el mercado total de Estados Unidos, además de un fondo de inversión indexado compuesto por acciones de pequeña capitalización con clasificación ‘value’ (también conocidos como small-cap value)”.

Capítulo 7: Inversiones de capital internacional

“Un portafolio bien diversificado incluye todas las regiones del mundo que cotizan en una bolsa de valores”.

Es bueno que los inversionistas incluyan una tajada de todos los países y rebalanceen su exposición global anualmente.

El cambio del dólar y de las monedas internacionales puede beneficiar, pero también perjudicar un portafolio.

Existen fondos de inversión que incluyen el mercado total mundial, pero no se tiene control sobre el porcentaje de inversión destinado a Estados Unidos y al mercado internacional. Por lo tanto, se recomienda que los inversionistas utilicen fondos de inversión por separado para que definan su propio porcentaje para Estados Unidos y para los mercados internacionales. Así tendrán mejores oportunidades de diversificación.

“Diversos estudios han demostrado que las acciones internacionales de pequeña capitalización y de clasificación ‘value’ también tienen un mejor desempeño en el largo plazo en comparación con el mercado internacional total”.

Según el comportamiento que han desplegado los mercados a lo largo de los años, se recomienda que los inversionistas destinen un porcentaje a fondos de inversión por separado que sigan índices de las siguientes zonas internacionales:

  1. Un fondo indexado que siga los mercados de la costa de Pacífico (Pacific Rim).
  2. Un fondo indexado que siga a los mercados totales europeos.
  3. Un fondo indexado internacional de pequeña capitalización y de clasificación “value”.
  4. Un fondo indexado de mercados emergentes. Los mercados emergentes son mercados que tienen algunas características de mercados desarrollados, pero no lo son (por ejemplo, Brasil, Rusia, India, China, etc.).

Capítulo 8: Inversiones de ingreso fijo

Las inversiones de ingreso fijo incluyen bonos gubernamentales, bonos corporativos, bonos basados en hipotecas, seguridades respaldadas por activos, y deuda extranjera.

Un portafolio de ingreso fijo bien diversificado incluye un amplio rango de diferentes tipos de bonos con diferente madurez, calidad, y proveedor.

“Un fondo de inversión que siga el mercado total de bonos cubre la mayoría de las inversiones de ingreso fijo disponibles. De esa manera, se tendrá mayor diversificación y se seguirá disminuyendo el riesgo”.

Capítulo 9: Inversiones en bienes raíces

“Un portafolio que tiene inversiones en bienes raíces, junto con acciones y bonos ha proporcionado retornos superiores, incluso durante la crisis del mercado de bienes raíces del 2008”.

Para obtener el mayor beneficio de una inversión en bienes raíces, se requiere invertir directamente, sin intermediarios. Sin embargo, esto implica la administración activa de las propiedades y el conocimiento del mercado.

“Los REITS son una excelente alternativa para participar en el mercado de los bienes raíces sin la necesidad de administrar directamente las propiedades”.

Un REIT es un fondo de inversión inmobiliario. Al comprar títulos de estos fondos, participas en el mercado inmobiliario con el simple hecho de invertir tu dinero, mientras que una organización se encarga de administrarlo y poner a trabajar en capital dentro del mercado de los bienes raíces.

Una desventaja de los REITS es que, debido a que necesitan ser administrados, representan costos adicionales en comparación con los fondos de inversión de acciones y bonos.

“El retorno de inversión y riesgo que tienen los REITS en comparación con el mercado total de acciones de Estados Unidos es bastante similar. Sin embargo, la correlación entre ellos ha ido cambiando. A veces se correlacionan, y a veces no. Por lo tanto, los REITS también pueden ofrecer una capa adicional de diversificación”.

“El autor no recomienda poner más del 10% de tu inversión en REITS porque representan un segmento de mercado muy pequeño”. 

Además de invertir en REITS, otra forma sencilla de invertir en bienes raíces es a través de tener tu propia casa. El dinero que utilizas para comprar tu propia casa incrementa su valor con el paso de los años, y lo protege contra la inflación.

Capítulo 10: Inversiones alternativas

Materias primas (commodities)

“Las acciones y los bonos son para invertir; las materias primas son para especular”.

La historia ha demostrado que los precios de las materias primas incrementarán y disminuirá su volatilidad al igual que las acciones, pero nunca proporcionarán el retorno que las acciones porque no tienen la habilidad de crear ingresos en efectivo.

Además, las materias primas no han ofrecido retornos que superen la inflación durante los pasados 63 años.

Es cierto que las materias primas tienen muy baja correlación, pero eso no es suficiente para considerarlas.

Hedge funds

En la opinión del autor, los fondos de cobertura (hedge funds) no deberían considerarse. Estos fondos de inversión son administrados por empresas privadas con el fin de generar ganancias para sus inversionistas.

El problema con este tipo de fondos es que no se tiene conocimiento de antemano de las inversiones que se hacen, y no podemos saber con certeza si el comportamiento que tendrán nos beneficiará en el largo plazo. Cosa que es muy diferente con los fondos indexados.

Coleccionables

Otra forma de invertir tu capital es a través del coleccionismo, debido a que algunas cosas tienden a subir en valor. Pero esto se recomienda únicamente para personas apasionadas por los objetos que coleccionan, porque tienden a tener un conocimiento más profundo de dichos mercados.

Parte Tres: Administrando tu portafolio

Capítulo 11: Expectativas realistas de mercado

Una faceta importante en el proceso de asignación de activos es tener expectativas realistas del mercado.

“Según el autor, un retorno de inversión realista pero conservador es de 5% anual sobre la inflación”.

Las inversiones con mayor volatilidad normalmente tienen retornos de inversión más altos, mientras que las inversiones con menor volatilidad tienen menos retornos.

Mientras mayor sea el riesgo, mayor posibilidad existe de que una inversión tenga un retorno mayor.

El efecto de la inflación

Los retornos generados a la par con la inflación no son reales, porque no te ayudarán a comprar bienes y servicios adicionales.

“Es importante que consideres la inflación en tus inversiones”.

Por ejemplo, si un año tuviste un retorno de inversión del 7%, pero la inflación fue del 2%, entonces tu retorno de inversión real fue del 5%.

Capítulo 12: Construyendo tu portafolio

El porcentaje asignado para cada clase de activos en tu portafolio de inversión dependerá de la edad que tengas y tu situación específica.

Ciclo de vida de la inversión

Las cuatro fases de la vida de un inversionista normalmente es así:

  1. Ahorradores tempranos. Personas de entre 20 y 39 años que están en etapas tempranas de sus carreras y de su vida. Tienen pocos activos, pero mucha ambición. 
    • Lo más importante es que desarrollen un hábito de ahorro.
    • Se recomienda que inviertan al menos el 10% de sus ingresos anuales.
    • Tener un fondo de emergencias de 6 meses.
    • Se recomienda que inviertan del 60 al 80% en acciones y del 20 al 40% en bonos, dependiendo de su perfil de riesgo.
  2. Acumuladores de mediana edad. Personas de entre 40 y 59 años, más establecidas en sus carreras y con su familia. En esta etapa, ya tienen carros, casas, hijos, entre otras cosas.
    • Deben tener un fondo de emergencias de 12 meses.
    • Se recomienda que inviertan del 50 al 70% en acciones y del 50 al 30% en bonos, dependiendo de su perfil de riesgo.
  3. Jubilados transitorios. Personas de entre 60 y 79 años que se están preparando para retirarse, y viven un estilo de vida activo en su retiro.
    • Puede tomar entre tres y cinco años la transición antes de dejar totalmente el empleo.
    • El portafolio pasará de acumular a distribuir, porque pronto se le dejará de meter dinero y se comenzará a sacar.
    • Vale la pena tener un fondo de emergencias de un año o dos.
    • Deben considerar sus gastos mensuales porque serán pagados con su portafolio.
    • En esta etapa tienden a querer viajar más, y a gastar más.
    • Se recomienda que inviertan del 30 al 70% en acciones y del 70 al 30% en bonos, dependiendo de su perfil de riesgo.
  4. Jubilados maduros. Personas totalmente retiradas que ya no están tan activos, usualmente a causa de la salud.  Sus necesidades están más enfocadas en el cuidado a largo plazo de su salud y en su patrimonio. A esta edad, es común que discutan los asuntos financieros con los hijos y otros miembros de la familia.
    • Es importante ordenar los asuntos patrimoniales para cuando fallezcan.
    • Vale la pena escoger a un hijo o una hija para llevar a cabo los asuntos financieros, en caso de que se necesite.
    • Vale la pena tener todos los documentos bien guardados.
    • Consolidar las inversiones con una o dos empresas de inversión (como Vanguard, Fidelity, etc.).
    • Hay que escribir una declaración acerca de cómo debe administrarse el portafolio.
    • Se recomienda que inviertan del 20 al 60% en acciones y del 80 al 40% en bonos, dependiendo de su perfil de riesgo.

Capítulo 13: Cómo la conducta afecta las decisiones de asignación de activos

“Un plan de inversión funciona únicamente cuando un inversionista se apega a él en los buenos tiempos de los mercados, pero también en los malos”.

Esto significa que debes ser brutalmente honesto con tu habilidad para manejar el riesgo.

Un plan se abandona normalmente cuando hay una enorme baja o una enorme alza en los mercados.

Por ejemplo, teniendo un millón de dólares invertido, una baja del mercado como la del 2009, pudo haber hecho que tu inversión disminuyera un 50%. Haciendo que “perdieras” temporalmente la mitad de tu dinero. El mercado después se recuperó y siguió creciendo, pero muchas personas que no pudieron manejar el riesgo cambiaron sus inversiones y tuvieron consecuencias financieras negativas.

“Es de suma importancia que descubras tu tolerancia al riesgo para que asignes tus clases de activos de forma que te mantengas con tu plan en las buenas y en las malas”.

Es muy común que las personas crean que pueden manejar más riesgo de lo que realmente pueden manejar.

Solo los inversionistas que tienen una asignación de activos apropiada o por debajo de su tolerancia de riesgo pueden sobrevivir las enormes bajas del mercado.

Cuestionarios para identificar el perfil de riesgo

Existen cuestionarios para identificar la tolerancia al riesgo, pero es muy subjetiva la forma de evaluar tu perfil a través de estos instrumentos.

Para incrementar su efectividad, el autor recomienda tomar estos cuestionarios después de experimentar tus sentimientos tras una baja del 10% o más en los precios de las acciones en el mercado total.

Prueba de estrés de la asignación de activos

Otra forma de identificar tu perfil de riesgo es imaginando escenarios.

Por ejemplo, supongamos que tienes la mitad de tus ahorros invertidos en el mercado de acciones de Estados Unidos y la otra mitad en el mercado total de bonos de Estados Unidos. Al final del año, el mercado de acciones cayó un 30% y el de bonos subió un 10%. 

Tu plan era rebalancear tu portafolio para que quedara 50 y 50 otra vez. Sin embargo, dada la enorme pérdida en tu porción de acciones, ¿qué medidas tomarías?

  1. Rebalancear el portafolio de vuelta a 50 y 50.
  2. No hacer nada hasta tener una idea clara del rumbo del mercado.
  3. Vender una porción de tus acciones y comprar más bonos para reducir el riesgo.

Si hubieras escogido la opción uno, quiere decir que estás en tu nivel de tolerancia. Si por el contrario escogiste la opción 2 o 3, quiere decir que estás por encima de tu nivel de tolerancia.

Capítulo 14: Cuándo cambiar tu asignación de activos

“Cambiar tu asignación de activos es una decisión enorme que puede ser comparada con cambiar carreras”.

Las tres razones más prominentes para cambiar tu asignación de activos son:

  1. Tu objetivo financiero está por alcanzarse.
  2. Te diste cuenta de que no necesitarás todo tu dinero durante el resto de tu vida.
  3. Te diste cuenta de que tu riesgo de tolerancia no es tan alto como creías.

Capítulo 15: Las tarifas son importantes en la planeación de la asignación de activos

Un control efectivo de costos, incluyendo la administración de impuestos, también juega un rol importante en el éxito de tus inversiones.

“Mientras más pagues por tarifas y comisiones, menos ganarás de tus inversiones”.

“Se recomienda que selecciones los fondos de inversión con bajos costos, y que administres las cuentas en donde tienes tus inversiones de tal forma que pagues la menor cantidad posible de impuestos”.

Mi opinión sobre el libro All About Asset Allocation de Rick Ferri

All About Asset Allocation de Rick Ferri es uno de los mejores libros sobre el tema de la asignación de activos en un portafolio de inversión.

Lo que más me gustó de esta obra es que todo está respaldado con datos, gráficas, y otra evidencia que demuestra por qué el criterio de inversión sugerido por el autor es ideal.

Recomiendo este libro para cualquier persona que quiera prepararse para tener un retiro económicamente cómodo a través de inversiones en fondos indexados; y para empresarios que quieran poner a trabajar las ganancias de sus negocios.

Un defecto que tiene este libro es que es necesario que hayas leído libros más básicos sobre inversiones en fondos indexados para ser capaz de entender todo lo que se dice.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.