Resumen de «Inteligencia Emocional» de Daniel Goleman

Portada del libro Inteligencia Emocional de Daniel Goleman

Calificación: 7/10.

Comprar el libro en Amazon.

Ideas clave del libro

  • Tener un coeficiente intelectual alto no significa que tendrás éxito en tu vida. A lo mucho, el coeficiente intelectual contribuye un 20% a los factores que determinan el éxito, dejando el 80% a otros factores diferentes.
  • La inteligencia emocional es mucho más importante que el coeficiente intelectual para tener éxito en la vida. Ser capaz de motivarse a sí mismo, persistir al enfrentar frustraciones, controlar el impulso, retrasar la gratificación, regular los humores y evitar que el estrés te afecte. Eso es la inteligencia emocional.
  • Investigadores han comprobado que, anatómicamente, el sistema emocional (el sistema límbico) puede actuar independientemente de la neocorteza (el cerebro que piensa). Y hay señales de alarma que van directo al sistema límbico, saltándose a la neocorteza, para provocar que el ser humano actúe ante las emergencias que se le presentan.
  • Resistir los impulsos es probablemente la habilidad más fundamental de todas. Es la raíz del auto control debido a que, por naturaleza, todas las emociones llevan a un impulso.
  • Las habilidades emocionales juegan un papel importante en la supervivencia de un matrimonio.
  • La capacidad de entender cómo se sienten los demás es esencial en las diversas áreas de la vida; desde las ventas hasta el liderazgo; desde el romance hasta la paternidad; desde la compasión hasta las acciones políticas.
  • Las emociones (positivas o negativas) impactan el funcionamiento del sistema inmune.
  • La biología que tenemos de nacimiento influye en el tipo de persona que somos (tímido, sociable, etc.). Por su parte, las lecciones de la niñez también tienen influencia sobre el temperamento, amplificando o silenciando la predisposición que tenemos de nacimiento.
  • La niñez es una ventana crucial para el desarrollo emocional de los niños.

Resumen completo del libro

«Cualquier persona puede enojarse, eso es fácil. Pero enojarse con la persona correcta, al grado correcto, en el momento correcto, por el propósito correcto, y en la forma correcta, eso no es fácil». – Aristóteles.

La inteligencia emocional es una habilidad que incluye el auto control, entusiasmo y persistencia, y la habilidad de motivarse a uno mismo.

Una persona con inteligencia emocional es capaz de controlar sus impulsos y de leer las emociones en los demás.

Parte I: El cerebro emocional

Capítulo 1: ¿Para qué son las emociones?

Las emociones nos guían a enfrentar predicamentos y tareas demasiado complejas para el intelecto.

En los seres humanos de la prehistoria, las emociones marcaban la diferencia entre la supervivencia y la muerte.

Seguimos siendo ese humano emocional de la prehistoria, ahora enfrentando un escenario moderno.

Parte de nuestro repertorio emocional incluye:

  • La ira, que hace fluir nuestras manos con sangre, haciendo más fácil tomar un arma para golpear a un enemigo.
  • El miedo, que hace fluir la sangre a todos los músculos del cuerpo, por ejemplo, las piernas, para que sea más fácil correr y escapar.
  • La felicidad, que incrementa la actividad en el cerebro para inhibir sentimientos negativos, bloqueando las preocupaciones.
  • El amor, que crea sentimientos tiernos y la satisfacción sexual, relajando el cuerpo.
  • La sorpresa hace que abramos con fuerza los ojos para visualizar mejor lo que tenemos en frente.
  • El disgusto provoca una expresión facial en la que curvamos el labio superior y bloqueamos nuestras fosas nasales para evitar olores nocivos o para bloquear la ingesta de alimentos tóxicos.
  • La tristeza ayuda a adaptarnos a una pérdida significativa.
Las dos mentes

Podría decirse que tenemos dos mentes: una que piensa y otra que siente. Una mente es intelectual, y la otra mente es emocional.

En la mayoría de las situaciones, estas dos mentes se coordinan exquisitamente. Pero cuando las pasiones surgen, la mente emocional toma el control.

Capítulo 2: La anatomía del secuestro emocional

En ocasiones, las emociones toman el control de una persona.

Esto sucede cuando el sistema límbico del cerebro decide que se presentó una emergencia. En esos casos, el sistema emocional toma el control para provocar las acciones que cree convenientes en la persona.

Este secuestro emocional sucede en un instante, disparando una reacción mucho antes de que la neocorteza del cerebro (el cerebro intelectual y pensante) tenga oportunidad de revisar qué es lo que está pasando.

Investigadores han comprobado que, anatómicamente, el sistema emocional (el sistema límbico) puede actuar independientemente de la neocorteza (el cerebro que piensa). Y hay señales de alarma que van directo al sistema límbico, saltándose a la neocorteza, para provocar que el ser humano actúe ante las emergencias que se le presentan.

Parte II: La naturaleza de la inteligencia emocional

Capítulo 3: Cuando ser inteligente es igual a ser un tonto

La inteligencia académica no tiene nada qué ver con la vida emocional.

Las personas más brillantes caen presas de las pasiones y de los impulsos. Aun teniendo un coeficiente intelectual alto podrían llegar ser pobres conductores de sus vidas privadas.

Tener un coeficiente intelectual alto no significa que tendrás éxito en tu vida. A lo mucho, el coeficiente intelectual contribuye un 20% a los factores que determinan el éxito, dejando el 80% a otros factores diferentes.

Frase de Inteligencia Emocional de Daniel Goleman

La inteligencia emocional es mucho más importante que el coeficiente intelectual para tener éxito en la vida. Ser capaz de motivarse a sí mismo, persistir al enfrentar frustraciones, controlar el impulso, retrasar la gratificación, regular los humores y evitar que el estrés te afecte.

Tu inteligencia emocional afecta las decisiones que tomas, lo que haces en el trabajo, con quién decides casarte, entre muchas otras cosas que determinan el éxito y la felicidad.

Los cinco dominios de la inteligencia emocional:

  1. Conocer tus propias emociones.
  2. Administrar las emociones.
  3. Motivarse a uno mismo.
  4. Reconocer las emociones en otros.
  5. Manejar las relaciones interpersonales.

Capítulo 4: Conócete a ti mismo

Son dos cosas muy diferentes ser víctima de un sentimiento que ser consciente de él.

Conocerse a uno mismo es una de las piedras angulares de la inteligencia emocional.

Ser consciente de los sentimientos que tenemos conforme van sucediendo es esencial para ser capaz de prevenir y manejar las situaciones con inteligencia emocional.

La conciencia de uno mismo (self-awareness) es la atención de los estados internos que tenemos. En este estado mental la mente observa e investiga las experiencias que atraviesa, incluyendo las emociones.

En resumen, la conciencia de uno mismo es estar al tanto de nuestros humores y de nuestros pensamientos acerca de nuestros humores.

Capítulo 5: Esclavos de las pasiones

A veces las emociones de tristeza, preocupación e ira (que son totalmente normales) son tan intensas que se convierten en problemas de ansiedad crónica, ira incontrolable, o depresión.

La ira

Pensar en las cosas que provocaron nuestro enojo alimenta la ira. Es importante detener el tren de pensamientos para evitar que la ira se convierta en ira incontrolable.

Retar el porqué de los pensamientos de enojo que tenemos ayuda a disminuir la ira: «¿Realmente vale la pena que esté enojado por esto?»

La mejor estrategia para disminuir la ira severa es aislarse para «enfriarse» y, al mismo tiempo, realizar actividades de distracción como ver televisión o jugar videojuegos.

La preocupación

La preocupación es repetir en la mente lo que podría ir mal.

El problema surge cuando la preocupación se convierte en algo crónico.

Tácticas para enfrentar la preocupación crónica:

  1. Atrapar los pensamientos, darse cuenta cuando los tienes.
  2. Aplicar técnicas de relajación típicas (relajar el cuerpo, visualizar en la mente un lugar tranquilo, etc.)
  3. Retar las preocupaciones: «¿Lo que me preocupa realmente es probable que suceda?»
La depresión

La mejor táctica para combatir la depresión es socializar, pasar tiempo con la familia y amigos, pero no para hablar sobre el problema, sino para distraerse con otras actividades.

Se ha comprobado que las personas que se distraen de su depresión viendo la televisión, terminan más deprimidos.

Algunas actividades para combatir la depresión son:

  1. Ir de compras.
  2. Hacer ejercicio.
  3. Ayudar a las personas con necesidades (voluntariado).
  4. Lograr un éxito (aunque sea pequeño) en tu vida. Por ejemplo, formarse un nuevo hábito, un ascenso en el trabajo, etc.
  5. Hacer oración.

Capítulo 6: La aptitud maestra

El psicólogo Daniel Goleman nos dice que la inteligencia emocional es la aptitud maestra, una capacidad que afecta profundamente otras habilidades, facilitando o interfiriendo en ellas.

Frase de Inteligencia Emocional de Daniel Goleman
  • Resistir los impulsos es probablemente la habilidad más fundamental de todas. Es la raíz del auto control debido a que, por naturaleza, todas las emociones llevan a un impulso.
  • La esperanza. En un estudio citado por Daniel Goleman en el libro, se descubrió que la esperanza hace que las personas se pongan objetivos más altos y a que trabajen más duro por ellos. La esperanza es la creencia de que tienes la voluntad y la capacidad para lograr tus objetivos, cualquiera que estos sean.
  • El optimismo. Daniel Goleman menciona otro estudio en el libro, realizado por el psicólogo Martin Seligman, en donde se descubrió que el optimismo impacta positivamente la inteligencia emocional de las personas. Las personas optimistas ven el fracaso como algo que pueden cambiar, mientras que los pesimistas toman la culpa del fracaso y creen que es imposible cambiar la situación.

Capítulo 7: Las raíces de la empatía

La empatía se basa en el conocimiento de uno mismo.

Mientras más abiertos estamos a nuestras propias emociones, más hábiles somos para leer los sentimientos de los demás.

La capacidad de entender cómo se sienten los demás juega un papel importante en las diversas áreas de la vida; desde las ventas hasta el liderazgo; desde el romance hasta la paternidad; desde la compasión hasta las acciones políticas.

La ausencia de empatía es importante también. Esta ausencia de empatía es comúnmente vista en los psicópatas, violadores, y abusadores infantiles.

La empatía se desarrolla desde pequeños. Es crucial que los papás eviten ignorar las emociones de sus hijos, y que siempre respondan a ellas positivamente. Ignorar las emociones de ellos podría crear una ausencia de empatía, porque el niño cree que es normal suprimir las emociones ante las emociones de los demás.

Capítulo 8: Las artes sociales

Según Daniel Goleman, ser capaz de administrar las emociones de los demás es el núcleo del manejo de las relaciones interpersonales.

El grado de rapport emocional que las personas sienten en un encuentro está relacionado con el mirroring.

El mirroring es reflejar los movimientos físicos y las emociones de la persona que tienes frente a ti. Es equivalente a estar en sincronía con la otra persona.

Los cuatro componentes de la inteligencia emocional en las habilidades sociales:

  1. Organizar grupos. Esencial en el liderazgo.
  2. Negociar soluciones. Saber llegar a acuerdos con las personas.
  3. Conectar personalmente. Saber desarrollar conexiones a un nivel profundo con cada individuo.
  4. Análisis social. Ser capaz de detectar los sentimientos, motivos y preocupaciones de otras personas.

Parte III: Inteligencia emocional aplicada

Capítulo 9: Enemigos íntimos

Las habilidades emocionales juegan un papel importante en la supervivencia de un matrimonio.

Los hombres y las mujeres son criados de formas muy diferentes.

Normalmente, a las mujeres se les explica desde pequeñas más acerca de las emociones y cómo controlarlas.

Daniel Goleman ofrece los siguientes consejos para tener una buena inteligencia emocional en el matrimonio:

  1. Llegar a un acuerdo acerca de cómo estar en desacuerdo. Así, tanto el hombre como la mujer podrán superar las diferencias emocionales que tienen debido a su género.
  2. Evita dar críticas enfocadas en hacer daño. Evita decirle a la pareja cosas solo para hacerle daño. Es mejor decirlo todo en forma de retroalimentación, y compartir cómo te sientes como consecuencia de lo que el otro hace.
  3. Ser optimista, busca entenderlo, en vez de echar culpas.
  4. Evita el tren de pensamientos tóxicos. Cuando detectes un tren de pensamientos negativos sobre tu cónyuge, detenlo, no lo alimentes.
Los hombres son el género débil

Cuando se trata de manejar las emociones, los hombres son el género débil.

Los hombres, debido a que son menos hábiles a nivel emocional, prefieren evitar las confrontaciones, en lugar de solucionarlas hablando (como las mujeres).

Escuchar es importante

Escuchar es una de las actividades más importantes en un matrimonio con inteligencia emocional. Escucha y entiende a tu cónyuge.

Capítulo 10: Administrando con el corazón

El virtuoso de las relaciones interpersonales es el futuro corporativo.

Las siguientes habilidades sociales son importantes para incrementar la inteligencia emocional en la empresa:

  • Saber coordinar correctamente el trabajo en equipo.
  • Ser un líder que provoca el consenso.
  • Ser capaz de ver la perspectiva del otro.
  • Ser persuasivo.
  • Saber evitar los conflictos interpersonales.
La retroalimentación también es importante

Saber dar retroalimentación y críticas correctamente es una de las habilidades más importantes de un gerente.

Hay que evitar las críticas destructivas (enfocadas en ofender).

Y también es crucial reconocer a los colegas tanto como sea posible. La mayoría de los gerentes solo da retroalimentación cuando algo sale mal, pero reconocer cuando alguien hace algo bien es igual de importante que corregir los errores.

Para dar retroalimentación efectiva:

  1. Sé específico. Enfócate en la conducta, no en la persona.
  2. Ofrece una solución. Dile cómo hacer bien las cosas.
  3. Cara a cara. De preferencia, ofrece la retroalimentación en persona.
  4. Sé sensible al impacto que tendrá tu crítica. Prepárate para empatizar si la persona se siente mal.

Cuando un grupo de trabajo tiene harmonía social, incrementa la productividad.

Para incrementar esta armonía social, los gerentes deben provocar que cada individuo se sienta en harmonía interna.

Capítulo 11: La mente y la medicina

El estado emocional de los pacientes juega un rol importante en la vulnerabilidad a la enfermedad y en su recuperación.

Frase de Inteligencia Emocional de Daniel Goleman

Las emociones (positivas o negativas) influyen en el funcionamiento de sistema inmune.

  • El estrés suprime la resistencia del sistema inmune, bajando las defensas del cuerpo.
  • La ansiedad y el pánico incrementan la presión sanguínea, aumentando la probabilidad de sangrar durante una cirugía.
  • Las personas con ansiedad crónica son propensas a sufrir de asma, artritis, dolores de cabeza, úlcera péptica y enfermedades del corazón.
  • La ira en exceso y frecuencia puede dañar el corazón en el largo plazo.
  • La depresión afecta negativamente la recuperación de los pacientes de una enfermedad.

Daniel Goleman cree que los profesionales de la salud deberían aprender a administrar las emociones de los pacientes para ayudarles a mejorar el resultado de los tratamientos.

Parte IV: Ventanas de oportunidad

Capítulo 12: El crisol familiar

La familia es la primera escuela del aprendizaje emocional.

Frase de Inteligencia Emocional de Daniel Goleman

Lo que los padres enseñan a sus hijos acerca de las emociones tiene consecuencias permanentes en la vida emocional de los hijos. Esos primeros años de vida son cruciales

Los padres ineptos emocionalmente tienen los siguientes estilos:

  1. Ignoran los sentimientos de sus hijos.
  2. Consienten a sus hijos: «dale un dulce para que se tranquilice», en lugar de enseñarles a lidiar con las frustraciones.
  3. No muestran respeto por la forma en que el hijo se siente. Critican negativamente y castigan.

Para que un padre pueda enseñarle a su hijo a tener inteligencia emocional, debe él mismo tener buenas bases sobre el manejo de las emociones.

Los niños abusones son criados por padres que tratan a sus hijos dependiendo del humor que tengan en el momento. Si el padre anda de mal humor, castiga severamente al hijo; si el padre anda de buen humor, permiten al niño hacer desorden en la casa.

Los niños que son maltratados en el hogar desarrollan una incapacidad para empatizar, y se convierten en unos ineptos emocionales.

Capítulo 13: Traumas y el reaprendizaje emocional

Las impresiones de horror, miedo y angustia en la memoria pueden permanecer de por vida.

Debido a que estas impresiones y memorias negativas distorsionan permanentemente a las personas y a sus emociones, el cerebro puede sonar alarmas que provocan ansiedad inexplicable, pérdida de sueño, y pesadillas.

Las soluciones disponibles para este problema son:

  1. Medicamentos.
  2. Técnicas de relajación.
  3. Terapia en la que se reviven las situaciones en la mente, con el fin de verlas con otra perspectiva y así tratar de reaprender las emociones.

Capítulo 14: El temperamento no es el destino

La biología que tenemos de nacimiento influye en el tipo de persona que somos (tímido, sociable, etc.).

Por su parte, las lecciones de la niñez también tienen un impacto en el temperamento, amplificando o silenciando la predisposición que tenemos de nacimiento.

La niñez es una ventana crucial para el desarrollo emocional de los niños.

Cuando un niño tiene experiencias sociales gratificantes de forma repetida, puede cambiar la predisposición que tenía a ser tímido de nacimiento.

Las madres que protegen a sus hijos de la frustración y la ansiedad producen un efecto negativo en su manejo de las emociones. Los niños deben aprender a enfrentar la frustración, en lugar de evadirla.

Parte V: Tener educación emocional

Capítulo 15: El precio de la ignorancia emocional

Los niños con ineptitud emocional, en promedio, tienen problemas:

  1. Son antisociales.
  2. Padecen de ansiedad y depresión.
  3. Tienen problemas de atención y pensamiento.
  4. Son violentos y tienden a la delincuencia.

Se cree que los problemas de drogas, alcohol y abuso de medicamentos son muletas que utilizan los ineptos emocionales para calmar los sentimientos de ansiedad, ira y depresión.

Capítulo 16: Educando las emociones

Los programas enfocados en enseñar habilidades emocionales específicas (manejo de la ira, control del estrés, etc.) han resultado bastante efectivos.

Se recomienda que los niños aprendan cosas dependiendo de la edad que tengan, para que así puedan desarrollar con mayor eficacia su inteligencia emocional.

  • Para el primer grado, deberían aprender a identificar las emociones.
  • Para el cuarto o quinto grado, se les debería enseñar a desarrollar relaciones con sus compañeros, así como el control de los impulsos.
  • En sexto grado, se les debería enseñar a enfrentar las tentaciones y presiones del sexo, drogas y alcohol.

Mi opinión sobre el libro Inteligencia Emocional de Daniel Goleman

El libro best seller Inteligencia Emocional de Daniel Goleman tiene ideas útiles para cualquiera, aunque está escrito de forma bastante aburrida (en ocasiones parece un artículo científico).

Vale la pena dar al menos una hojeada a este libro para absorber sus ideas principales.

En mi humilde pero acertada opinión, los capítulos relacionados con la inteligencia emocional en la empresa, la inteligencia emocional en el matrimonio, y la inteligencia emocional al criar a los hijos tienen ideas terremoto.

Recomiendo que este libro sea leído por todo empresario, trabajador, cónyuge y padre.

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.